sábado, 14 de diciembre de 2019

Florence Nightingale ( Madre de la Enfermería Moderna )


Hola amigos, hoy os presento la historia de otra gran mujer cuya lucha fue lograr mayor higiene entre enfermos, cuidadores y mas tarde en hospitales, os hablo de la que llamaban "La Dama de la Lampara", si leéis su vida sabréis el por que de este nombre, ella es Florence Nightingale, os cuento:

Florence Nightingale,nacida en Florencia (Italia) en mayo de 1820,recibió el nombre de su ciudad natal, en aquel entonces capital del Gran Ducado de Toscana, fue enfermera, escritora y estadística británica, considerada pionera de la enfermería moderna y creadora del primer modelo conceptual de enfermería. Procedente de una familia rica, rechazó la cómoda vida social a la que estaba destinada, para trabajar como enfermera desde 1844. Motivada por sus deseos de independencia y por sus convicciones religiosas, se enfrentó a su familia y a los convencionalismos sociales de la época para buscar una cualificación profesional que le permitiera ser útil a la Humanidad.

A diferencia de otras mujeres de la época, la educación recibida fue muy buena y contribuyó a la visión que los demás tenían de ella como “genio” o mente privilegiada. Completó su formación en Enfermería en Alemania (1851). En 1853 llegó a ser supervisora de enfermeras de un hospital de caridad de Londres, en el que introdujo grandes innovaciones técnicas y de organización, con su trabajo empezó a superarse el modelo asistencial tradicional, basado en los buenos sentimientos y en el sectarismo religioso, y a sustituirse por una asistencia sanitaria científica, la cual precisaba una rigurosa formación del personal de enfermería.

En 1854-56 le propusieron encargarse de coordinar la atención de enfermería profesional en la guerra de Crimea (Turquía) desplazándose a Scutari, se hizo famosa organizando un servicio de enfermeras para los soldados británicos en el hospital de campaña de Usküdar o Escútari (Turquía) consiguió mejoras sanitarias espectaculares, enfrentándose a los prejuicios de los médicos militares y a la pobreza de medios con que el ejército solía tratar a los soldados. Para emplear su método tuvo que resolver los problemas del entorno, como la falta de higiene y la suciedad. Los médicos y oficiales militares no apoyaban su método y tuvo conflictos con las monjas que trabajaban como enfermeras. Al regresar a Inglaterra, fue recibida con honores por la reina Victoria y se le concedieron fondos para establecer una institución educativa de Enfermería en el St. Thomas Hospital y en el King´s College Hospital de Londres. Al poco tiempo, la Nightingale´s School empezó a recibir propuestas para instalar escuelas por todo el mundo. Fue considerada fundadora de la Enfermería moderna.

Aprovechó esa popularidad para ejercer influencia en las altas esferas del poder, logrando el apoyo de la reina Victoria. Desplegando una actividad frenética, consiguió la reforma de la Sanidad militar británica, la extensión progresiva de su modelo a la sanidad civil, la introducción de reformas sanitarias en la India y la creación de una escuela de enfermeras (1860). Desde 1861, sin embargo, permaneció retirada por problemas de salud, consecuencia del esfuerzo desplegado durante la Guerra de Crimea.

Tras el fin de la guerra, Florence Nightingale comenzó a ser conocida como «la dama de la lámpara» («the lady of the lamp»), a partir del poema Santa Filomena de Henry Wadsworth Longfellow, publicado en 1857;

Mirad! En aquella casa de aflicción
Veo una dama con una lámpara.
Pasa a través de las vacilantes tinieblas
y se desliza de sala en sala.

En 1887 se jubilo de la dirección, aunque ya hacia años que sufría depresiones debido a la Brucelosis que contrajo en Crimea y a la Espondilitis que la tenia postrada en la cama. Florence murió mientras dormía el 13 de Agosto de 1910 en Park Lane (Lodres) a la edad de 90 años. La oferta de sepultura en la Abadía de Westminster fue rechazada por sus familiares, y fue sepultada en el cementerio de la Iglesia de St. Margaret en East Wellow, Hampshire.







Espero os haya gustado, gracias:)







15 comentarios:

  1. Un preciosa entrada donde se demuestra el valor y la entereza de esta mujer . Gracias por dejarnos estas entradas donde a parte de aprender las historias son verdaderas joyas . Un abrazo Pilar y te deseo un buen fin de semana .

    ResponderEliminar
  2. Suerte hemos tenido de mujeres tan tenaces.
    Besitos.

    ResponderEliminar
  3. ¡Qué gran mujer! Admiro a las personas que son capaces de luchar por las mejoras y renovaciones que nos han llevado a una vida mejor a todos.
    Un beso enorme.

    ResponderEliminar
  4. No conocía la historia de esta señora y me ha parecido una gran mujer llena de un gran mérito.Besicos

    ResponderEliminar
  5. El mundo está necesitado de mujeres como Florence. Me ha encantado tu entrada Piruja.

    Abrazos.

    ResponderEliminar
  6. Hola Piruja. Una entrada muy interesante sobre una gran mujer de aquella época.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Luchó contra todos en una época en la que la vida humana, al menos la de los soldados tenía muy poco valor y no solamente se hizo respetar, sino que consiguió ser la precursora de la enfermería moderna.
    Besos.

    ResponderEliminar
  8. Una más de esas maravillosas mujeres que se adelantaron a su época y afrontaron los problemas con valentía. Hicieron historia.
    Un abrazo y feliz Navidad

    ResponderEliminar
  9. Sin duda una mujer que dejó una huella profunda en su profesión. Gran entrega y pasión por su actividad.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  10. ¡Hola, Piruja!

    Que hermosa historia, amiga, sin duda una ejemplar admirable mujer adelantada en el tiempo, una autentica e inteligente luchadora por mejorar las miserias de aquellos tiempos duros que aún siguieron siéndolo muchos años después.
    Un placer leerte, Piru, como siempre non deleitas con bellísimas historias. Me ha encantado.

    Perdona mi demora, pasé por la otra entrada y allí estabas tú, y te dejo mi inmensa gratitud y gran estima.

    Un abrazo lleno de bendiciones para este resto del año y para el que entra. 2020. Que todos tus sueños se vean realizados.
    FELIZ NAVIDAD.
    Hasta mediados de enero si ni hay novedad.

    ResponderEliminar
  11. Muy buena historia.
    Una gran mujer digna de admiración.
    Bien merece ser recordada.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  12. Que interesante. No la conocía. Saludos amiga.

    ResponderEliminar
  13. Gracias por la entrada. Es siempre bueno saber de vidas ejemplares. También creo que te interesará esta entrada:
    http://ireneu.blogspot.com/2019/11/fiebre-parto-semmelweis.html

    Saludos.

    ResponderEliminar